Saltar al contenido

Cuchillo deshuesador

cuchillo deshuesador

El cuchillo deshuesador no siempre es necesario. Tiene un uso muy concreto y, la mayoría de nosotros, no le sacaremos demasiado partido.

Sin duda es el cuchillo perfecto para deshuesar piezas de carne, aves y pescados de cierto tamaño.

El problema es que un consumidor “normal”, suele comprar todas estas piezas ya deshuesadas.

En el caso de usuarios más avanzados y chefs profesionales, la cosa es muy distinta y suelen disponer de uno o dos deshuesadores en su arsenal.

Características

La morfología de un cuchillo deshuesador es distinta a la del resto de cuchillos de cocina.

La hoja es estrecha y acaba en un punta fina que permite llegar a los rincones más escondidos. Sin esta forma, sería imposible quitar el hueso sin desgarrar la carne.

cuchillo deshuesador para carne

Las medidas del filo suelen estar entre los 12 y 17 cm, aunque algunas marcas se atreven a llegar hasta los 20 cm.

Aunque la hoja suele ser rígida, podemos encontrar cuchillos deshuesadores flexibles que nos servirán para trabajar con piezas más delicadas y pequeñas.

Tipos de cuchillo deshuesador

Existen principalmente dos tipos de cuchillo para limpiar huesos: los flexibles y los rígidos.

Los deshuesadores flexibles nos resultarán realmente útiles, cuando queramos filetear o limpiar piezas pequeñas y medianas.

En cambio, si nos enfrentamos a algo más grande, necesitaremos un cuchillo rígido en el que poder confiar, que nos ayude a ser precisos y no errar en el corte.

Ambos son útiles en situaciones concretas, por lo que si te gusta tener la herramienta perfecta para cada ocasión, sin duda querrás tener uno de cada en tu funda de cuchillos.

¿Cómo utilizar un cuchillo deshuesador para jamón?

Una de las preguntas más frecuentes en cuanto a cuchillos deshuesadores, es cómo utilizarlos a la hora de limpiar y deshuesar un jamón.

Se trata de un proceso nada sencillo. De hecho, cada año, la sala de urgencias de muchos hospitales se llena de atrevidos y atrevidas que piensan lo contrario.

No vamos a hacer un tutorial ya que no somos expertos. Pero sí queremos darte algunas recomendaciones.

Además, te dejamos un vídeo que nos ha dejado alucinados, en el que un auténtico profesional te enseñará todo lo que puedes hacer con un cuchillo deshuesador.

El primer consejo es que hagas como nosotros y lleves la pata de jamón al carnicero de tu barrio. Al menos en nuestro caso, siempre está encantado de echarnos una mano.

En segundo lugar, si has decidido deshuesar el jamón en casa, vas a necesitar algo más que un cuchillo: ten a mano un cuchillo descortezador, una sierra para los trozos más complicados, y un guante y delantal de malla que pare el cuchillo, antes de que alcance alguna zona vital.

Por último pero no menos importante, asegúrate de que tus cuchillos estén perfectamente afilados.

Y por fin, aquí está el vídeo del maestro Antonio Pascual, de Charcuterías Pascual. 😲¡Espectacular!

¿Qué cuchillo deshuesador comprar?

Como decíamos al principio de este post, no siempre es necesario que tengamos un deshuesador entre nuestros cuchillos de cocina. No obstante, resulta de gran ayuda en muchas situaciones.

Es un cuchillo diseñado para realizar cortes finos, precisos y que requieren firmeza. Un cuchillo para usuarios un poco experimentados.

El tamaño de la hoja dependerá del tipo de pieza que vayas a trabajar y podrás escoger entre un cuchillo de deshuesar tipo flexible o uno rígido.

Algunos de los modelos más vendidos son los de la marca Arcos. Disponen de varias medidas, colores y la relación calidad-precio es realmente buena.

Te dejamos algunos de sus modelos TOP VENTAS, además de otras recomendaciones que hemos encontrado en internet.